Después de la «tormenta»…

Pubicado enEnviar un comentarioCategoríasMiscelánea

¡Hola!

Espero que aún te acuerdes de mí…lo digo porque desde la última publicación en La Chispa han pasado varias semanas. Quiero explicarte la razón por la cual he incumplido mi compromiso de dejar un posteo al menos una vez a la semana. Pues verás esta es muy simple: EXCESO DE TRABAJO.

Desde los últimos dos meses hasta hoy me vi envuelto en una serie de compromisos profesionales que en definitiva “me rebosaron”, estos fueron desde instruirme para capacitar a compañeros de educación primaria en ciertos elementos del nuevo modelo educativo, trabajar con docentes de aula multigrado, apoyar a otros con su proyecto de enseñanza para la evaluación del desempeño, terminar cursos en línea, coordinar el trabajo académico en una licenciatura, asesorar en su documento de titulación a estudiantes normalistas y ser titular de uno que otro curso que, entre otras responsabilidades, provocaron que el día 10 de julio tuviera que pasarlo encamado con la misma sensación que tuve cuando caminé durante más de 12 horas para subir y bajar el Sangangüey…no podía ni moverme.

Y aunque desde ese día a la fecha he seguido atendiendo otros asuntos, como compartir lo referente a los nuevos programas en diferentes niveles educativos y continuar mis estudios de postgrado, también me he dado tiempo para dormir como Dios manda, convivir con la familia, darme mis escapaditas por diferentes lugares de mi bello estado, o simplemente disfrutar de un buen libro, película o serie. Poco a poco me siento mejor.

Bien, espero que aceptes mi justificación. También te aviso que en un futuro próximo pienso retomar no solo el blog sino el podcast y quizá hasta los videos con temática educativa, así que analizaré con mucho gusto cualquier idea o propuesta que tengas, ya sea para desarrollarla por mi cuenta o en conjunto contigo.

Después de la tormenta viene la calma.

¡Saludos!

 

Deja tu comentario